En la última rueda de la semana, los derivados de cereales y oleaginosas finalizaron nuevamente al alza. El impacto del informe del USDA fue positivo para los precios, al recortar producciones. Además, el mercado reaccionó tras los anuncios de Trump, donde indicó encontrarse a la espera de futuras compras de productos agropecuarios por parte de China.

En el mercado local, se mantiene el buen dinamismo de la comercialización tras la mejora de precios. En el plano financiero, se registra una menor volatilidad en el tipo de cambio tras las medidas anunciadas por el gobierno durante el mes de septiembre.

Los futuros de soja mantuvieron la tendencia alcista y finalizaron nuevamente con subas en Chicago. El acercamiento entre China y Estados Unidos generó un incremento de precios en la oleaginosa, a la espera de una mejora en el comercio internacional, derivando en mayores compras por parte de China.

Operadores aseguraron compras por un volumen cercano a 600.000 toneladas, aunque el USDA solamente confirmó 200.000 toneladas durante la última jornada, teniendo en cuenta que el sistema de aviso del USDA corresponde únicamente cuando las compras se ubican por encima de 100.000 toneladas, por lo que puede haber más compras de menor volumen. A su vez, el precio se ve soportado por recortes productivos en Estados Unidos, reportados en el reciente informe del USDA.

Siguiendo la tendencia de la soja y favorecido por mejoras en las relaciones entre China y Estados Unidos, los contratos de maíz finalizaron con subas.

El precio del trigo a nivel internacional logra reponerse de los niveles más bajos en los últimos años, en un mercado donde tiene fuerte ponderación los elevados stocks a nivel mundial.

Fuente: Agrofy