La Bolsa de Comercio de Rosario estima que el área sembrada de maíz podría disminuir 10% por la incertidumbre generada por el precio del dólar.

Un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario advirtió que, faltando menos de 3 meses para la siembra, aumenta la incertidumbre sobre las condiciones para la siembra de maíz y se refleja en las encuestas sobre las intenciones de siembra.

Los productores están expectantes del contexto y no se han realizado nuevas reservas de semillas o averiguado por insumos en la semana. «La compra de insumos se frenó después de las decisiones que se tomaron respecto al dólar», explican desde Carlos Pellegrini, dónde hasta hace dos meses atrás esperaban mantener o subir el área. En Cañada de Gómez, hablan de «abrupta caída del maíz», esperan «una baja del 25%», sostiene el informe de la BCR.

En el centro y sur de Santa Fe se encuentran decisiones de sembrar lo mismo o hasta un 10% más, pero son las menos y no alcanzan para inclinar la balanza favorablemente.

En el noreste bonaerense comentan que no hay entusiasmo y anticipan una baja más moderada, pero el doble cultivo le hace sombra y puede quitarle hectáreas al maíz. Hacia el noroeste bonaerense, como en Lincoln, explican: «aquí influye mucho el costo del flete en los márgenes» y estiman una baja de un 10%. A pocos kilómetros en General Pinto hablan de bajas de hasta un 30% y explican que hubo una suba de entre un 15 y un 20% en el precio de los fertilizantes.

En Córdoba quieren mantener al cultivo en las rotaciones sembrando la misma cantidad de hectáreas que el año pasado, pero también manifiestan el nivel de alta incertidumbre. Advierten que puede caer el área de los maíces tardíos y de segunda. Aunque algunos manifiestan que es una incógnita el nivel de tecnología que se va a aplicar, los que están decididos cubrirán los requerimientos totales del cultivo.

Fuente: Agritotal.com